Seguidores

Confetti - Klimt

Así es como ha quedado una vez enmarcado y colgado en la pared